OFERTA DE 4 DÍAS DEL DÍA DEL TRABAJO

Ahorros de final del verano en tabletas, celulares, laptops, HDTV y muchos más.

Compre ya ›

Termina el lunes.

Tipos de estufas

Mientras que las configuraciones específicas y las características varían ampliamente, la decisión fundamental en cuanto a estufas se reduce a la elección en base a tipos de combustible: gas (gas natural o propano líquido) o electricidad (incluyendo lo nuevo: la estufa eléctrica de inducción). Las estufas varían en tamaño desde modelos ultracompactos de 15"–20" de ancho a los modelos de tamaño súper grande con 6 quemadores, con una anchura de 48". Debe tener en mente que el espacio total de cocción es sólo uno de los factores decisivos, la flexibilidad para colocar diferentes tamaños de recipientes puede ser igual de importante.

Estufas de gas
Estufas de gas

Los quemadores de gas cuentan con una llama visible y gran variedad de configuraciones de temperatura. Preferido por muchos chefs por el control de temperatura preciso y casi inmediato, el gas es también ideal para cocinar a altas temperaturas, como al saltear o dorar; la alta temperatura se puede lograr en forma instantánea y como el quemador retiene poco calor cuando se lo apaga, la cocción se interrumpe casi inmediatamente. Las estufas de gas son por lo general más caras que los modelos eléctricos, pero son más económicas al operarlas y a la larga pueden ayudarlo a ahorrar dinero.

El nivel de calor emanado por los quemadores se mide en Unidades Térmicas Inglesas (BTU) por hora, cuanto más alta es la BTU, mayor será el calor emanado y, por lo general, más rápidamente se cocinarán los alimentos. Una estufa típica cuenta con uno o dos quemadores de mediana potencia (aproximadamente 9,000 BTU), un quemador pequeño (aprox. 5,000 BTU) y uno o dos grandes (aprox. 12,500 BTU). Una cocina de gas estándar genera aproximadamente de 8,000 a 10,000 BTU por quemador, los quemadores de potencia generan aproximadamente 12,000 BTU. Los quemadores suaves de baja potencia son comunes en todos los modelos excepto los básicos y los fabricantes ahora están ofreciendo quemadores de altas temperaturas con niveles de BTU de 20,000 o más.

Las rejillas de quemadores estándar pueden ser difíciles de limpiar; los colectores de fácil acceso pueden simplificar el proceso. Por un poco más de dinero, los sistemas de cocción con quemadores de gas sellados (también llamados "gas-on-glass") cuentan con quemadores colocados sobre una superficie de cerámica para una mejor apariencia y una limpieza mucho más fácil.

Nota: Para instalar una estufa de gas en su casa, necesitará una conexión de gas que puede ser tanto de gas natural como de tanque de propano líquido (LP) y un circuito eléctrico doméstico de 120 voltios para alimentar el encendido electrónico (si fuera necesario) y controles.

Estufas eléctricas
Estufas eléctricas

Las estufas eléctricas proporcionan calor constante y uniforme. También le permitirán mantener un calor constante y bajo, que puede ser difícil de lograr con quemadores de gas.

La salida de potencia de los quemadores de elementos eléctricos se mide en vatios. Una estufa típica cuenta con 4 quemadores, cada uno con intervalos de potencia que varían entre 1,000 y 2,500 vatios; los modelos de lujo pueden ofrecer más quemadores en una variedad de tamaños y potencias, hasta 3,500 vatios en ciertos modelos. Cuantas más bobinas tenga un quemador, más rápido calentará.

Las estufas eléctricas convencionales están disponibles en dos estilos: con quemadores estándar con espirales expuestos o con una superficie lisa de vitrocerámica. Los quemadores estándar en espiral más económicos calientan rápido (aunque no tan inmediatamente como los quemadores de gas) y admiten una gran variedad de recipientes. Los espirales expuestos son más propensos a derrames, pero las bandejas para goteo de fácil acceso pueden ayudar a que la limpieza sea más fácil; simplemente remueva la bandeja, lávela y vuelva a colocarla.

En una estufa eléctrica convencional con superficie lisa, los espirales de los quemadores están escondidos dentro de la superficie de vitrocerámica. La superficie lisa presenta un aspecto limpio y moderno y ayuda a una limpieza mucho más fácil que en el caso de los quemadores estándar con espirales expuestos. Por lo general, las estufas de superficie de vitrocerámica son más caras que las estufas con quemadores estándar en espiral.

Estufas eléctricas de inducción
Estufas eléctricas de inducción

La última tecnología en estufas eléctricas (y no sorprendentemente la más económica), la de inducción eléctrica utiliza energía electromagnética para calentar sus recipientes en lugar de calentar la superficie de cocción en sí misma. Como no hay radiación de calor para desperdiciar, la tecnología de inducción ahorra significativamente más energía que los sistemas convencionales con calentadores en espiral. Además es más seguro, ya que la estufa nunca llega a estar tan caliente como para ser peligrosa. Y como el calor se confina en el recipiente que contiene la comida, la tecnología de inducción calienta más rápido.

Sin embargo hay una desventaja. La cocción por inducción no funciona ciertos materiales de cocción tradicionales como el aluminio y el cobre; es necesario utilizar recipientes de hierro fundido o cobre. Por esta razón, algunos fabricantes hacen estufas de inducción híbridas que combinan una variedad de elementos de inducción con elementos de espiral convencionales debajo de la superficie de vitrocerámica.